Gabriel Schürrer le ganó el duelo táctico a Pablo Marini

Tras la victoria reconfortante del Deportivo Cuenca por 2-0 ante Liga de Quito, por la fecha dos de la LigaPro Serie A, el profesor Pablo Marini reconoció que su equipo hizo un mal partido.

“Nunca nos sentimos cómodos”, dijo tras señalar que en el primer tiempo tuvieron llegadas, pero también les faltó claridad para capitalizarlas.

“En el segundo tiempo nos desordenamos, nos faltó generación de ideas”, indicó y añadió que el estado de la cancha no era el óptimo para el juego a ras de piso que le gusta desarrollar al Rey de Copas.

Gabriel Schürrer reconoció que su rival les obstaculizó bien por las bandas, en especial en el dos contra uno.  “Liga de Quito tiene buena posesión de pelota y nos costó mucho neutralizar”.

El argentino dijo que aprovechó el entretiempo para hacer ajustes defensivos y conseguir mayor posesión de balón dando más soltura y confianza a los ofensivos.

Aunque la semana no fue óptima por toda la incertidumbre creada con el tema de la habilitación de jugadores, Schürrer precisó que trataban de enfocarse en lo futbolístico si bien les resultaba difícil abstraerse de lo que pasaba fuera del entrenamiento.  

“Los jugadores se entregaron por completo por el Deportivo Cuenca y que disfrute el hincha, que siempre apoya, siempre empuja. El triunfo va dedicado a ellos”.