- Publicidad -
Inicio Actualidad Lenín Moreno: «Ningún Gobierno de ningún país del mundo estuvo preparado»

Lenín Moreno: «Ningún Gobierno de ningún país del mundo estuvo preparado»

El presidente Lenín Moreno recriminó este miércoles a la población y le exigió que cumpla con sus deberes durante la emergencia sanitaria por la propagación del contagio del COVID-19, que afecta a más de 7.800 personas y ha dejado 388 muertos en el país.

«Tenemos la costumbre de comparar a nuestros gobernantes con los gobernantes de otros países con realidades distintas. ¿No será que los gobernantes podemos exigir igual a los ciudadanos, que cumplan con sus deberes y conozcan sus derechos, acaso?», preguntó Moreno en un mensaje de radio y televisión.

Asimismo, dijo que ha escuchado varios comentarios que señalan que Ecuador «no estaba preparado» para afrontar la crisis sanitaria del coronavirus, y lo aceptó al remarcar que «nadie lo estuvo».

Volvió a preguntar a los pobladores si ellos estaban preparados para esta emergencia y aseguró que «ningún Gobierno de ningún país del mundo estuvo preparado».

Pese a ello, aseguró que fue el primero en la región en cerrar sus fronteras, cuando había apenas 58 casos de COVID-19.

Además, volvió, sin nombrarlo, a acusar a su antecesor, Rafael Correa (2007-2017), de haber dejado las arcas fiscales sin dinero, a diferencia de otros países como Colombia, Chile y Perú que «tienen decenas de miles de dólares de ahorro».

Pese a ello y a «algunas correcciones en el camino», Moreno dijo que durante esta emergencia se ha podido entregar un bono de protección de 60 dólares a cerca de 900.000 personas.

También se refirió a Guayaquil, la ciudad más afectada por la pandemia y donde se registró en días pasados un drama social por la situación de muchos cadáveres que no fueron retirados de hospitales y viviendas, en medio de la cuarentena masiva de la población.

Un contingente de tarea creado por el Gobierno, dijo Moreno, ha logrado retirar 1.400 fallecidos de hospitales y viviendas de Guayaquil, considerado como el foco principal de la pandemia en el país.

Ahora «los cuerpos son recogidos de forma inmediata», aseguró y destacó el uso de plataformas digitales para favorecer la toma de decisiones de las autoridades en los diferentes niveles de gobierno.

El mandatario, finalmente, agradeció al personal sanitario, miembros de las fuerzas del orden, empleados municipales y otras autoridades por actuar de forma decidida ante la emergencia.

«Juntos estamos saliendo todos adelante», concluyó Moreno en un momento en que se han presentado varias críticas contra su gestión por la conducción económica de la situación sanitaria.

Sindicatos, indígenas, organizaciones sociales e incluso algunos gremios de empresarios, además de movimientos políticos de oposición, han rechazado varias medidas económicas planteadas por el Gobierno para solventar la crisis «sanitaria, económica y social» en el país.

Ecuador se acerca a los 8.000 contagiados por el coronavirus, la mayoría de ellos en la provincia costera de Guayas, que registra 185 de los 388 fallecidos por esa enfermedad.

El 70,6 por ciento de los 7.858 casos confirmados, se concentran en Guayas (5.551), y su capital, Guayaquil, tiene 4.184 positivos.

Le siguen en número de contagios las circunscripciones de Pichincha -cuya capital es Quito- (674), Los Ríos (255), Manabí (227), Azuay (200), El Oro (183) y Cañar (105), mientras que el resto de provincias tienen menos de un centenar de casos cada una.

Ecuador se encuentra en estado de excepción desde el 16 de marzo, con medidas que limitan el tráfico de vehículos, la actividad comercial y laboral, y en algunos lugares, como Quito, con suspensión del uso del espacio público

El Gobierno ecuatoriano empezó a implementar esta semana una «semaforización regional» sobre las restricciones impuestas por el COVID-19, a fin de reactivar la economía de forma progresiva.

La «semaforización» empezó «en rojo» para todos los distritos, por lo cual se mantienen las medidas de restricción adoptadas hace varios días, así como el toque de queda de 15 horas diarias, que se inicia a las dos de la tarde. EFE

Salir de la versión móvil