- Publicidad -
Inicio Cuenca El Registro Civil de Azuay colapsó con la llegada de cientos de...

El Registro Civil de Azuay colapsó con la llegada de cientos de personas de otras provincias

Por Luna Piedra

Cientos de personas se aglomeraron este miércoles en los exteriores del Registro Civil de Cuenca. Jorge Isaac Peña-El Mercurio

“¡Bravo!”, gritan y aplauden en coro los ciudadanos que hacen fila a las afueras del Registro Civil del Azuay cada que ésta avanza ligeramente, bajo el sol de las 11 de la mañana del miércoles 14 de abril del 2021. En esta fila está hace 17 horas la hija de 10 meses de edad de Franklin Arévalo junto a él y a su mamá: “Pasar la noche ha sido difícil por el frío y más que nada porque la bebé llora”, dice el padre de familia que vino de Chunchi, Chimborazo, a sacar el pasaporte.

“La aglomeración se debe a un incremento en la demanda”, justifica Diego Cabezas, coordinador Zonal 6 del Registro Civil. “La mayoría de las personas que estuvieron ayer son de Chimborazo, de Manabí, de Esmeraldas y no conocen que en Quito y Guayaquil ya están trabajando sin turnos”, explicó en una rueda de prensa de última hora que dio esta mañana después de que los medios locales compartieron imágenes en las que se podía ver a decenas de personas durmiendo sobre la acera mientras hacían fila.

Mantas y cartones acompañan a los ciudadanos que hacen fila afuera del Registro Civil. Luna Piedra para El Mercurio

“Vengo por el pasaporte, la cédula estaba fácil, la otra semana saqué para mi hijo. Para los adultos de la tercera edad están dando turno normalmente sin hacer cola”, cuenta Nelly Muevecela, quien está sentada sobre la manta de color rosa que la protegió del frío y de la lluvia en la madrugada.

“Hemos visto desde hace algunos días un incremento en la demanda de pasaportes. Antes de noviembre emitíamos 180 pasaportes por día, hoy emitimos 350 diarios solo para Cuenca y casi 600 para todo el Austro ecuatoriano. El incremento está rebasando los números a los que estábamos acostumbrados y lastimosamente se vio lo que hemos visto esta noche y madrugada”, explica Cabezas.

Madres y sus bebés después de 17 horas de fila para sacar su pasaporte. Luna Piedra para El Mercurio

“La bebé lloró por el frío”, cuenta Franklin Arévalo mientras la ve de reojo en los brazos de su madre. Las cobijas que en la madrugada calentaban a los ciudadanos en la fila ahora están sobre sus cabezas para protegerlos del sol de la mañana. Ante las inclemencias del clima que tienen que vivir quienes hacen la fila para sacar el pasaporte, Juan Fernando Valencia, coordinador Zonal 6 del Gobierno explicó en la rueda de prensa: “Recalcar que no hay una solución fácil ante este tipo de problemas porque seguimos en la pandemia. No es lo mismo que el mismo número de gente esté sentado dentro de las instituciones a que esté afuera. Están ante las inclemencias del clima”.

Al clima le sumamos la falta de baños, gente que se cola en la fila y también una distancia de bioseguridad inexistente: “Ellos dicen que no debemos hacer aglomeración pero deben darnos un mejor servicio para nosotros evitar esto”, dice Raúl Juela, quien hace la fila desde las 22:00 de anoche y que se protegió del clima tapándose con cartones. Él vino desde Chordeleg y esta es la segunda noche que intenta sacar un turno: “Ya llevo dos días aquí, ayer vine también a las cuatro de la mañana”, cuenta.

El sol de la mañana golpea de frente a quienes hacen la fila. Luna Piedra para El Mercurio

Ante las medidas de bioseguridad que se están tomando en el Registro Civil y sus afueras, Cabezas ha dicho: “Tenemos a la Policía Nacional y a la Guardia Ciudadana en los exteriores, ellos nos acompañan y se encargan de informar a la ciudadanía que tiene que haber un respeto de la distancia, tenemos un túnel de desinfección, alcohol y las medidas que ustedes conocen, así evitamos contagios”.

El coordinador zonal 6 del Gobierno está de acuerdo con esto y añade: “Eso sí en corresponsabilidad, nada tendrá efecto si la ciudadanía no nos apoya. No podemos cada dos metros a un guardia que les diga que guarden la distancia”, dice.

Las autoridades se reunieron esta mañana para buscar soluciones: “Para evitar estos disparos estamos reunidos desde tempranas horas para definir un operativo que nos permita encausar este tema, que nos permita que las personas no permanezcan en los exteriores y mucho menos pernocten, esto lo haremos desde las 18:00 de hoy”, ofreció Cabezas con preocupación.

Nuevos horarios

“Tengo a siete personas trabajando, es nuestra máxima capacidad, una sala relativamente llena, controlada por el aforo, estamos trabajando al máximo”, dice. Añade que se ha propuesto a Quito que se amplíe el horario de atención, que actualmente es de 08h00 a 17h00, dos horas por día y con atención también en los días sábados.

Al finalizar el día, la institución informó que  hay nuevos horarios extendidos de atención al público para la emisión de pasaportes:

  • Jueves 15 y viernes 16 de abril: de 07:00 a 18:00
  • Sábado 17 de abril: 08:00 a 14:00
  • Lunes 19 a 23 de abril: 07:00 a 18:00
  • Sábado 24 abril: 08:00 a 14:00
  • Lunes 26 al jueves 29 de abril: 07:00 a 18:00

“Con los horarios automáticamente se va a calmar la presión que existe”, propone. Además enfatiza en que “la ciudadanía no debería hacer filas desde el día anterior sino llegar el mismo día a sacar sus documentos”.

Mantas de colores acompañan a los ciudadanos que necesitan sacar sus documentos. Luna Piedra para El Mercurio

“Que le den preferencia a mi hija a ver si avanzo a sacarle el pasaporte a ella. Que al menos den preferencia a los que están con los bebés”, dice preocupado el padre de la bebé de 11 meses, Franklin Arévalo, a quien los guardias no le quisieron dar preferencia a pesar de que le vieron pedir ayuda con la niña en brazos.

Otras personas que hicieron la fila también están de acuerdo en que lo peor de la madrugada fue: “Niños llorando en la noche, bebés llorando, solo lloraban, no es lo mismo la casa que afuera en el frío”, dijeron Raúl Juela y los nuevos amigos que hizo en la fila, que le compartieron una cobija en la noche. (I)

Salir de la versión móvil