Imponen 20 años de cárcel por tentativa de femicidio

En julio de 2020, la Policía Nacional detuvo a Diego Gonzalo B. acusado de tentativa de femicidio perpetrado contra su exconviviente, en Cuenca.

A 20 años de privación de libertad y al pago de 3.000 dólares por reparación integral a la víctima, fue sentenciado Diego Gonzalo B. autor de tentativa de femicidio perpetrado contra su exconviviente.
El fallo fue informado por el juez ponente del Tribunal Penal del Azuay, Cayo Cabrera, durante la audiencia de juicio que culminó ayer lunes 3 de mayo.

Pruebas testimoniales, documentales y periciales, presentadas por la fiscal Valerie Rojas, demostraron que la tarde del 14 de julio de 2020 Diego Gonzalo B. acudió al lugar de trabajo de su exconviviente, situado en la Av. de las Américas de Cuenca, donde esperó que terminara su jornada laboral para atacarla.
Vestido con un traje de bioseguridad y mascarilla, ingresó intempestivamente hasta el parqueadero del centro comercial en el que estaba su exconviviente, junto con dos compañeros de trabajo. Al acercarse a ella sacó un cuchillo, la víctima intentó escapar, pero él logró propinarle dos puñaladas, de la cuales una hirió su abdomen y la otra que iba con dirección al corazón, lesionó el brazo con el que ella se defendió.

Mientras su compañera corrió para pedir auxilio, el ahora sentenciado fue increpado por el otro compañero, quien también fue agredido con el arma blanca.
Tras la agresión, la víctima fue trasladada hasta un hospital, donde fue intervenida quirúrgicamente para verificar si la puñalada que recibió en el abdomen afectó sus órganos.

El médico que atendió a la víctima y realizó la cirugía, fue presentado entre los testigos de Fiscalía. También rindieron sus testimonios los agentes de la Dinased que investigaron el caso y un agente de Criminalística que realizó la experticia de audio y video, realizada a las cámaras de seguridad del parqueadero, en cuyas imágenes se observan los hechos.

Con los testimonios de peritos en trabajo social y sicología, además, de un experto en delitos de violencia de género, Fiscalía demostró que la víctima vivía en un círculo de violencia, era agredida verbalmente por el sentenciado, quien ejercía sobre ella actos de posesión, control, celos y amenazas.
De acuerdo con un informe de la Fiscalía, Diego Gonzalo B. fue sentenciado de acuerdo a los artículos 141 y 142 del Código Integral Penal (COIP), que sancionan el delito de femicidio con privación de libertad de veintidós a veintiséis años, en concordancia con el artículo 39, que es el grado de tentativa. (I)

publicidad

Los allegados de la mujer atacada consideran que el agresor actuó aparentemente llevado por los celos; por eso también atacó a un chico.