El «Mangajo» recibe una cuarta sentencia por violación

Imagen referencial de los procesos judiciales en contra de Juan Andrés Vintimilla "Mangajo". Archivo El Mercurio
Publicidad

La tarde de este miércoles 1 de septiembre del 2021, la Sala Penal de la Corte Provincial de Justicia de Azuay sentenció a Juan Andrés Vintimilla, alias “Mangajo”, a 29 años y cuatro meses de prisión por la violación a una adolescente.

Anteriormente, el Tribunal Penal -con voto de mayoría- ratificó el estado de inocencia de Juan Andrés Vintimilla en este caso, por lo que la Fiscalía apeló esta resolución.

La Sala aceptó la apelación de la Fiscalía. En la audiencia de apelación intervinieron las fiscales Alejandra Ledesma y María José Flores, quienes argumentaron que la decisión del Tribunal había sido tomada «sin haber valorado adecuadamente el testimonio anticipado de la víctima, que es considerado prueba fundamental».

La tesis de Fiscalía fue aceptada por los magistrados, por considerar que durante el desarrollo de la investigación y del proceso penal la víctima incrimina de forma persistente a Vintimilla en el ilícito.

La investigación

publicidad

En un comunicado, la Fiscalía informa que la investigación demostró que Juan Andrés V. contactó a la víctima a través de la red social Facebook, cuando ella tenía 16 años. Para entablar una amistad, aparentó tener 19 años, cuando en realidad tenía 33.

Luego de varias conversaciones, él invitó a la adolescente a un centro comercial. El 21 de junio de 2018 se dio el primer encuentro, en el cual el ahora sentenciado se presentó como otra persona, entonces la víctima supo que era un hombre mayor.

«Durante la conversación, Juan Andrés Vintimilla sacó un arma de fuego y obligó a la víctima a dirigirse hasta el parqueadero para subirse en su vehículo. Bajo intimidación y amenazas, le dijo que si desde ese momento no le trataba como su pareja iba a atentar contra su vida», relata la Fiscalía.

Juan Andrés Vintimilla trasladó a la adolescente en varias ocasiones hasta su domicilio, situado en el sector Puertas del Sol, en Cuenca, donde la obligaba a tomar una bebida que le hacía perder el conocimiento, para luego violentarla sexualmente.

Además del testimonio anticipado de la víctima, Fiscalía sostuvo la acusación con los testimonios de la mamá y la hermana de la adolescente, de los peritos que practicaron las valoraciones psicológica, de trabajo social y médico-legal a la adolescente, así como de un psiquiatra que la atendió.

Otras sentencias

El «Mangajo» tiene otras cuatro sentencias condenatorias por violación y delitos de pornografía. Además, está llamado a juicio en dos procesos más por violación y en su contra existen tres investigaciones previas por ese mismo delito.