Huracán Ida arrasó con locales de ecuatorianos en EE.UU

El salón de belleza Beauty Reflex Salon, en Port Chester, de dos ecuatorianas, de Pastaza, se destruyó con la tormenta Ida.
Publicidad

Decenas de ecuatorianos en Estados Unidos (EE.UU) están entre los afectados por la tormenta Ida, que llegó el último jueves y causó graves daños, especialmente, en estados como: New York, New Jersey, Pensilvania y Luisiana.

Por ejemplo, el restaurante llamado Don Lucho, de Luis Cabrera, oriundo del cantón Paute, provincia de Azuay, quedó en medio de agua. Está en Port Chester, en el condado de Westchester, en New York.

“Así como Dios te bendice te puede quitar en un instante, hoy me tocó perder, mañana empezaré de cero y a esperar lo que Dios quiera…”, expresó el compatriota.

En su local vendía alitas de pollo, pescado frito, bolones, fritada, patacones y otros platos típicos de Ecuador. A su establecimiento ingresó el agua y los productos que tenía almacenados se destruyeron. Casi nada pudo recuperar.

Algo similar les ocurrió a Angélica Hidalgo y Nelly Flores, oriundas del cantón Puyo, en la provincia de Pastaza. Hace cuatro meses montaron el salón de belleza Beauty Reflex Salon.

publicidad

Está en la 26 North Main Street, en Port Chester, y se inundó por completo debido a la fuerte lluvia. Los materiales que tenían así como los muebles quedaron destruidos.

Hidalgo contó que desde hace ocho años vive en EE.UU., mientras que Flores llegó el pasado diciembre. Ayer en la 71 Oak Street vendieron comida preparada con el fin de recolectar dinero para volver a levantar el negocio.

Tienda

Asimismo, una tienda llamada E.S Awards & Sports Accessories, de propietarios ecuatorianos, que está en 353 Willett Avenue, Port Chester, también se inundó. Este es un local de trofeos y grabados.

Sus dueños también se dedican a organizar torneos de fútbol durante todo el año. Cuentan con equipos del estado de New York y parte de Connecticut. Trabajan en la promoción de jóvenes talentos en la disciplina del fútbol.

Jorge Michelena, es otro migrante de Ecuador, que resultó afectado por este fenómeno natural. Rentaba un pequeño cuarto cerca de Main Street, South Bound Brook, en Middlesex, New Jersey.

Michelena, originario del cantón Mejía, en la provincia de Pichincha, vive desde hace 12 años en el país del norte. Trabaja en carpintería. Hasta que baje el nivel del agua está hospedado donde unos vecinos, que son de México.

“Contra la naturaleza nada se puede hacer, solo aceptar, superar y comenzar a trabajar más duro para recuperar lo que se ha perdido… Ventajosamente estamos con vida…”, dijo.

Milton Gonzaga, de Loja, también está entre los migrantes ecuatorianos afectados por el paso de Ida. Vive en la zona de la 48 E 14th Street, Bayonne, en Hudson, en New Jersey.

Su departamento, que está en un espacio subterráneo, quedó debajo del agua. Hasta ayer aún no podía ingresar, pues las autoridades colocaron cintas de seguridad y evacuaron a casi todos los vecinos.

“Para nosotros en Loja, en Ecuador, cosas como estas son tan lejanas, les vemos tan lejanas, pero ahora nos tocó a nosotros. Nada se puede hacer contra la furia de la naturaleza…”, expresó.

Pensilvania

Carlos Rivera, sargento de la Policía Nacional del Ecuador, en servicio pasivo, oriundo de Azogues, provincia de Cañar, desde hace unos cuatro años vive y trabaja en Philadelphia, en Pensilvania.

“Apartir de las cinco de la tarde (jueves) aquí en Philadelphia comenzaron los vientos, posterior lluvias… Las inundaciones fueron en las zonas periféricas de la ciudad y también en algunas arterias viales que conectan con New Jersey…”, dijo.

Por ventaja en la zona donde reside Rivera los daños fueron menores, no así en otros sectores donde también viven ecuatorianos. De ellos aún no se conoce un reporte oficial sobre la condición en la que se encuentran.

Luis Yumbla, activista por la defensa de los derechos de los migrantes y miembro de la Alliance for Quality Education of New York, en su muro de Facebook publicó lo que ocurre con algunos migrantes ecuatorianos afectados por este tormenta.

Ayer se reunió con autoridades de Port Chester, que hicieron un recorrido por las principales zonas afectadas, con el fin de evaluar los daños y definir la ayuda que deben recibir los compatriotas.

Hasta ahora el Ministerio de Relaciones Exteriores y Movilidad Humana (MREMH) no se ha pronunciado oficialmente sobre la condición en las que están los compatriotas que quedaron damnificados por este huracán. (CSM)-(I)

Datos

Al menos 25 personas han muerto en New Jersey, que es uno de los estados más afectados por el huracán Ida.

Unos 6.000 miembros de la Guardia Nacional de Estados Unidos (EE.UU) han sido movilizados para tareas de rescate.

El estado de New York está declarado en emergencia debido a que hay un corte en el sistema de alimentación de electricidad.