Farmacias de hospitales públicos en la mira

El vicepresidente de la República señaló que estos espacios son un “centro de corrupción”.

Usuarios acuden diariamente a las farmacias del hospital “José Carrasco Arteaga”, del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS). Xavier Caivinagua/El Mercurio
Publicidad

“Vamos a sacar las farmacias de las instituciones públicas (hospitales). Y el paciente con su receta va a poder acudir a cualquiera de las farmacias del sistema, que estará en la obligación de entregársela”.  Así lo advirtió Alfredo Borrero, vicepresidente del República, el pasado 19 de julio. Y acotó que tomaron esta decisión porque dichos espacios “se convierten en un centro de corrupción”.

Ha pasado más de dos meses de dicho anuncio y todavía no se concreta esta propuesta. Desde la Dirección de Relaciones Públicas de la Vicepresidencia se confirmó que están organizando mesas de trabajo para avanzar en el “plan piloto”.

Para Andrea Bersosa, coordinadora zonal de Salud 6, el objetivo de dicho proyecto tiene una finalidad clara: mejorar la atención y facilitar el acceso a la medicación, pues el usuario tendrá varias opciones para recibirla, sin tener que esperar o hacer filas.

La funcionaria piensa que esta medida adicionalmente ayudará a tener un control de la medicación. “Es una buena oportunidad para que el resto de farmacias (privadas) nos colabore en este proceso de salud”.

María José Vázquez, gerente del hospital “Vicente Corral Moscoso”, indicó que hasta el momento no existe ninguna disposición a nivel nacional, por lo que continúan brindado estos servicios con normalidad.

publicidad

“Entiendo que la idea es controlar el manejo administrativo y expendio de la medicación…Pienso que el tema de corrupción hay que analizar de dónde viene, cómo es que llega a los hospitales; no sé qué resultados nos puedan arrojar las farmacias externalizadas, sin embargo, estamos abiertos para oír las diferentes propuestas”.

Explicó que en el hospital regional existen mecanismos de control sistematizados para entregar los medicamentos, que se lo hace solamente con receta médica.

Vázquez enfatizó que se hace un seguimiento para revisar y garantizar que las personas hospitalizadas reciban las dosis correspondientes. En caso de que los doctores cambien las medicinas a sus pacientes, estas reingresan a las farmacias. Similar caso ocurre cuando los pacientes fallecen.

Jorge Saquicela, abogado de la Unión Nacional de Propietarios de Farmacias del Ecuador, destacó que el Gobierno con esta medida busca más eficacia en las farmacias de los hospitales públicos, “sobre todo en la Costa, a nivel de los hospitales que maneja el IESS, porque existe mucha corrupción”.

No obstante, se muestra algo escéptico con que este proyecto fluya, pues recordó que hace seis años ya se pretendía que las farmacias privadas presten este tipo de servicios, pero al final nadie se inscribió en dicho programa, ya que “el Estado siempre ha sido mal pagador”.

Asimismo, dijo que hace 15 años atrás hubo una experiencia similar con el IESS, pero tampoco nadie demostró interés.
“Entiendo que el vicepresidente ahora se asesorará bien con gente que sabe del asunto, pues estoy muy convencido que quiere borrar la corrupción”.

Desabastecimiento de fármacos

La situación de las farmacias de los hospitales públicos se agudizó estos días por el desabastecimiento de medicinas.
Ante esta situación, el Ministerio de Salud Pública (MSP), a través de un comunicado, recordó que se declaró una “emergencia focalizada” mediante la cual hizo un llamado a las empresas locales para participar en la provisión de fármacos de calidad.

“Tal como fue anunciado, si los medicamentos no pueden adquirirse localmente a falta de ofertas y precio justo se recurrirá al mercado internacional”, destaca el informe.

Para abastecerse, el MSP ha realizado cuatro convocatorias públicas. La primera fue el 13 de agosto, mediante el cual se invitó a 11.000 proveedores legalmente registrados y habilitados en el Servicio Nacional de Contratación Pública (SERCOP), obteniéndose 181 proformas sobre los 123 ítems priorizados. Hasta la fecha se han adjudicado 42 medicamentos. (I)

ENTRE COMILLAS

Sandro Miguitama
“Es una medida de control que piensan implementar para no perjudicar a los pacientes. Personalmente he sido usuario del sistema de salud y me ha tocado palpar la falta de medicamentos”

Mauricio Peña
“Sería lo mejor que se concrete la decisión de sacar las farmacias de los hospitales públicos si es que se va a erradicar toda esa corrupción que viene enraizada y evitar que se beneficien ciertas personas”

Josefina Vallejo
“Es una buena idea del Gobierno exteriorizar las farmacias de los hospitales públicos. En mi caso soy diabética y me atendía en el centro de salud, en donde no hay medicamentos, por lo que debo comprar aparte”