Falta por identificar 12 cuerpos tras masacre en Penitenciaría

Fiscalía y Criminalística continúan con identificación y entrega de cadáveres de reclusos asesinados en la Penitenciaría.

La Policía Nacional y las Fuerzas Armadas mantiene el resguardo de las cárceles del país debido al decreto de estado de excepción penitenciario.
Publicidad

Faltan 12 cuerpos por identificar, tras la matanza de reos ocurrida el pasado 28 de septiembre en la Penitenciaria del Litoral de Guayaquil.

De acuerdo con un informe de la Fiscalía, de los cuerpos aún sin identificar, 10 fueron mutilados e incinerados: dos serían de ciudadanos extranjeros, mientras tres cuerpos se encuentran sin cabeza, pero están identificados por sus huellas dactilares. También se reportó una cabeza sin sus extremidades.

La Fiscalía del Guayas, hasta ayer, entregó 95 cuerpos de personas privadas de libertad (PPL) a sus familiares, tras los incidentes y disturbios en la Penitenciaria del Litoral. En total han sido identificados 107 cuerpos y aún quedan por identificar 12.

La fiscal provincial del Guayas, Yanina Villagómez, informó que la Fiscalía estableció puntos de atención al público en Criminalística de la Policía Judicial, (Portete) en el sur, y en el Parque Samanes, en el norte de Guayaquil: “en los puntos de atención se receptaron denuncias de los familiares por la muerte de las PPL, se les indicó los trámites a seguir y se procedió con el protocolo de entrega de cuerpos.

La Dirección de Criminalística trabaja con su personal de médicos forenses, incluso de otras provincias, para acelerar los procesos de identificación.

publicidad

La Fiscalía seguirá receptando las denuncias por la muerte de las PPL en su Unidad de la Fiscalía La Merced, a donde podrán acercarse familiares y allegados de las víctimas para recibir la asistencia legal requerida.

La investigación por los asesinatos de los privados de libertad estará a cargo de la fiscal Marjorie Escobar, quien indicó que se han receptado 98 denuncias y 18 versiones (denunciantes).

En Cuenca

El alcalde Pedro Palacios, difundió en su cuenta de Twitter: “Cuenca se respeta. Por nuestras familias vamos a recuperar la paz y tranquilidad. El traslado de PPL de alta peligrosidad a la cárcel de Turi pone en riesgo a nuestra ciudad. Juntos, cuencanos y azuayos, esperamos respuestas del gobierno”.

Esto, tras el informe de la Gobernación del Azuay que confirmó que tras la masacre en la Penitenciaría del Literal, tres personas privadas de la libertad fueron trasladadas a la cárcel de Turi con el fin de precautelar su vida, debido a la crisis carcelaria que afronta el Ecuador.

De su parte, ciudadanos expresan su preocupación por los traslados de reclusos de diferentes provincias que podrían incrementar la inseguridad en la urbe. -(I )