Telefonía fija aún es rentable

El servicio sigue vigente para ETAPA EP debido a que muchos usuarios conservan su línea.

En Totoracocha se encuentra una centralilla de la época de los teléfonos de disco, en donde trabaja Patricia Vélez. Xavier Caivinagua/El Mercurio
Publicidad

Atrás quedaron los teléfonos de disco, aquellos dispositivos que las mamás o abuelitas colocaban sobre un tapete de lana tejido o ponían un pequeño candado para que nadie llame sin su consentimiento.

La tecnología ha evolucionado. Hoy en día las personas llevan en sus bolsillos sofisticados teléfonos móviles con una serie de aplicaciones, sin embargo, la telefonía fija se niega a desaparecer.
Esta plataforma ha experimentado una disminución progresiva de usuarios en Cuenca desde el 2020, comenta Michael Cabrera, gerente de telecomunicaciones de la Empresa Municipal de Telecomunicaciones, Agua Potable, Alcantarillado y Saneamiento  (ETAPA EP).

Dicho decremento es “mínimo”, a comparación de otras ciudades que mantienen este servicio. “De pronto hay ese amor y sentido de pertenencia por lo que las personas quieren conservar su número, inclusive por el hecho de ver reflejado su nombre en la guía telefónica”.

En este sentido explica que la telefonía fija sigue siendo autosustentable, representando una “facturación significativa” para ETAPA EP, a pesar de que “el valor del consumo básico es bajo”, mismo que está categorizado en tres niveles: rural, residencial y comercial.

En el caso de la tarifa residencial, que es la más común en Cuenca, el uso de 0 a 200 minutos tiene un valor de 1,99 dólares, y 3,99 dólares, entre 200 a 500 minutos.

Mantenimiento

publicidad


La plataforma de la telefonía fija, que data de algunos años atrás, está “depreciada”, cuenta Cabrera.

Por tal motivo, les ha tocado brindar el soporte adecuado en las diferentes centrales telefónicas. “Existe una diferencia a favor de ETAPA EP si consideramos los ingresos que se manejan versus los costos del mantenimiento. Sin embargo, hay que observar el comportamiento que se pueda originar en los próximos años, considerando que las nuevas tecnologías cada vez son más invasivas”.

Además se destinan recursos humanos para el mantenimiento preventivo y correctivo de las diferentes plataformas y servicios tecnológicos relacionados con las telecomunicaciones. Para el efecto cuentan con una cuadrilla conformada por 40 obreros.

Centrales


Las plantas internas o centrales telefónicas son el “corazón” de las comunicaciones, mismas que han ido evolucionando en todo el planeta conforme a los desarrollos tecnológicos.

En estos espacios se conmutan las llamadas entre el emisor y receptor a nivel de telefonía fija y móvil e inclusive internacionalmente.
En Cuenca existen tres centrales: Central El Ejido (Alfonso Moreno Mora y José Escudero), Central Centro (calle Benigno Malo) y Central de Totoracocha.

En las tres centrales telefónicas se evidencia una gran cantidad de cables, indispensables para conectar las llamadas a nivel local, nacional e internacional. Xavier Caivinagua/El Mercurio

Después de las centrales telefónicas, que son consideradas como “la parte inteligente del sistema”, viene la planta externa compuesta por la red de distribución y acceso, que entre otros componentes incluye cientos de armarios y miles de líneas de cobre y acometidas domiciliarias.

Cobre


La telefonía fija funciona con líneas de cobre, metal que tiene una característica particular: la conductividad eléctrica y térmica.
Se trata de un material durable, lo que ha permitido conservar la plataforma y estructura en el tiempo.

La empresa se ha mantenido a la vanguardia porque tienen en la telefonía celular una gran competencia, reflexiona Cabrera. De ahí la necesidad de evolucionar. En este sentido, ETAPA EP llega a los hogares con la fibra óptica, a través de su plataforma Gpon, inclusive estamos en un proceso de migración para mejorar las condiciones de navegación de Internet a cada uno de los usuarios”.


Cambio e impacto tecnológico


Ricardo Urgilés es uno de los trabajadores más antiguos de la empresa municipal ETAPA EP. Durante 23 años ha sido testigo de la evolución de la telefonía fija, calificada por él como “el inicio y la base de todos los servicios de comunicaciones”.

Todos los sistemas han ido avanzando. Desde una operadora que enchufaba y desenchufaba un conector para activar la comunicación de un punto a otro punto, hasta un brazo mecánico que fue su reemplazo para luego pasar a una comunicación digital, a través de procesadores.

Los cambios también se han experimentado a nivel generacional. Es así que recuerda que durante una feria, en donde se exhibía teléfonos de disco, los más jóvenes no sabían cómo funcionaban esos aparatos. “Cuando les pedíamos que marquen un número ellos presionaban estos objetos como si se tratase de un celular con pantalla táctil… Al ver que la llamada se establecía dando la vuelta al disco se quedaban sorprendidos” cuenta sonriendo.

Ricardo Urgilés trabaja desde hace 23 años en ETAPA EP, siendo testigo de cómo ha evolucionado la telefonía fija en todo este tiempo. Xavier Caivinagua/El Mercurio

Urgilés, de 52 años, sostiene que lo mismo pasó con las personas adultas cuando les tomó por sorpresa el uso de los teléfonos digitales. A las generaciones de los años 30, 40 y 50 aún les cuesta acoplarse a las nuevas tecnologías, no obstante, muchos de ellos tienen una gran capacidad de adaptarse a las herramientas actuales, menciona.

Por otra parte rememora que los casilleros de voz o el memo box, innovador en esos tiempos, se utilizaban frecuentemente en la telefonía fija que han sido reemplazados por WhatsApp o Messenger. “No sabemos qué pasará en el futuro, solo nos toca disfrutar de la tecnología y esperar nuevos avances”, expresa Urgilés. (I)

LAS CIFRAS

0,24 por ciento han ido disminuyendo mensualmente los usuarios de la telefonía fija desde 2020.

125.500 conexiones o usuarios tiene la telefonía fija en Cuenca, con corte a agosto. Hasta enero 2020, hubo 130.879.

575.000 dólares factura la empresa municipal ETAPA anualmente por concepto de telefonía fija.

– Los reclamos más frecuentes que la empresa municipal ETAPA EP recibe con respecto a la telefonía fija tienen que ver con roturas en la última línea.