“Joshe” Ordóñez, cuencana brilla en NY con su empresa “Airpals”

Publicidad

María José Ordóñez Moscoso, más conocida como “Joshe”, es una cuencana de 27 años, graduada en la carrera de Diseño Textil y Moda en la Universidad del Azuay. Desde hace seis años, radica en Nueva York y actualmente es la gerente del servicio de mensajería Airpals, dirigido al sector corporativo.

Mientras cursaba la universidad, “Joshe” tuvo su primera experiencia laboral en BG Magazine. Más adelante, viajó a Nueva York y se graduó como Master in Design Management (MPS).

Según cuenta María José, siempre laboró en moda y diseño, aunque con diferentes empresas dedicadas a la manufactura o publicidad de moda. “Me involucré al área de logística, sea coordinando los materiales o productos que van entre países o ciudades”, relató.

La cuencana ha laborado con diseñadores reconocidos de Nueva York e inclusive agencias de renombre, realizando sesiones de fotos para revistas. “Mientras ejercía mis labores viví una realidad. Era más fácil enviar artículos de cualquier parte del mundo a cualquier sitio, pero existía una complicación con los envíos de un área de Nueva York a otra área de la misma ciudad”, explicó.

No se trataban de productos que eran trasladados por el servicio de motorizados, sino eran artículos para las operaciones de las empresas. “Por ejemplo, si estábamos armando una sesión de fotos y necesitábamos retirar un equipo de la casa de rentas, era un problema”, relató.

publicidad

“Joshe” Ordóñez administraba el presupuesto de las empresas. “Teníamos presupuestos de más de 300.000 dólares para una sesión de fotos y parte de ese dinero se destinaba al tema logístico”, contó.

Al vivir esta realidad, empezó a contratar a sus amigos ecuatorianos, entre ellos cuencanos, para que realicen esta actividad y se creó una comunidad.

Con la llegada de la pandemia, las empresas en las que laboraba se vieron afectadas con reducción de personal y problemas económicos. “Me aventuré a ofrecer ese servicio que se creó con las empresas con las que laboraba. Así nació Airpals, que hoy en día es una solución”, se refirió.

Los resultados fueron excelentes, por lo que renunció a su trabajo para hacer de Airpals una actividad formal.

Evolución

Sus inicios fueron con WhatsApp y la evolución fue inmediata. Para diciembre de 2020, lanzaron una plataforma. “Aunque nos modernizamos, seguía siendo básica para lo que es la industria de la tecnología, pero era una mejor experiencia para el cliente porque era algo digital”, contó.

Empresas importantes de Nueva York se vincularon a la iniciativa de la cuencana. “Cuando vimos que se estaba convirtiendo en algo especial, decidí cambiar el enfoque. La idea inicial de un negocio pequeño y contratar gente evolucionó a tener inversionistas”, señaló. Fue así que a finales de febrero de 2021, lanzó una ronda de inversión y se cerró exitosamente en septiembre.

En la ronda de inversión contaron con el fondo más grande de Ecuador como es Buen Trip Ventures, de Quito, Ecuador; MGV Capital de Texas, Estados Unidos; Power Up Fund a través de la organización Impact Assets, de Estados Unidos; Launch Accelerator, de Estados Unidos, fundado por Jason Calacani, así como otros inversionistas ángeles de Panamá y Nueva York. “Con las inversiones de Jason Calacani nos convertimos en la primera empresa ecuatoriana con una fundadora mujer, sin un cofundador”, explicó “Joshe”.

El negocio de la cuencana se dio a conocer en una entrevista publicada por la revista Forbes, haciéndose eco en todo el continente.

Empresa

Airpals tiene un año en el mercado y han facturado hasta 48.000 dólares por mes. El crecimiento ha sido rápido y los inversionistas apostaron por la empresa al observar el progreso en poco tiempo y con mínimos recursos.

La meta para finalizar este año, es tener la primera versión de la plataforma que permitirá a los clientes administrar los pedidos y para el próximo año, contratar más personal para generar crecimiento de la empresa y así sumar a más clientes. “Tenemos más de 200 clientes. Nosotros no somos una empresa que va al consumidor, tampoco hacemos transporte de comida o transporte de productos e-commerce. Nos dedicamos específicamente a las operaciones internas de nuestros clientes”, aclaró la cuencana.

Según relató “Joshe”, estar involucrada en la industria de la moda le facilitó encontrar a los clientes potenciales. “Ahora también nos buscan por recomendación de otras personas o porque estamos en línea y somos la solución de sus problemas, saliendo en los resultados de búsqueda”, dijo.

Status unicornio

El sueño de la cuencana es que su empresa llegue tener el status unicornio, valorada en más de 1 billón de dólares. De ser así, Airpals sería la primera empresa unicornio liderada por mujeres latinas o ecuatorianas.

María José se siente feliz por el apoyo de la comunidad e hizo una comparación que “para incorporar una empresa en Estados Unidos se lo puede hacer en 5 minutos por Internet, mientras que para hacerlo en Ecuador es todo un proceso, que puede retrasar la presencia competitiva en el mercado”.

La tecnología de Airpals está construida por cuencanos. La directora de Ingeniería es María Belén Abad; David Pazmiño, Software Developer; Cristian Ramón, Senior UX Designer y Marian Ovalles, Coordinadora de Operaciones (USA). “Joshe” también agradeció a la familia Enderica-Ochoa, cuencanos que le han brindado su ayuda en Nueva York.

La empresaria aseguró que Cuenca tiene a profesionales talentosos, pero lamentablemente para explotar su potencial han tenido que exportar su servicio a varias partes del mundo. (JRU) (I)