- Publicidad -
Inicio Educación Rendimiento de los estudiantes mejoró con las clases presenciales, según investigación

Rendimiento de los estudiantes mejoró con las clases presenciales, según investigación

En 9 de cada 10 hogares, los niños mejoraron su estado de ánimo con el regreso a las clases presenciales. Xavier Caivinagua/El Mercurio

Mientras los cines y los centros comerciales continúan funcionando sin mayores restricciones, y las fiestas de Quito seguirán su ritmo con mínimos cambios por la variante ómicron, el Comité de Operaciones de Emergencia (COE) Nacional dispuso el retraso del regreso obligatorio de los estudiantes a las aulas.

En un principio, la semana pasada arrancó el proceso del retorno progresivo de los niños, adolescentes y jóvenes a las escuelas y colegios luego de que el Ministerio de Educación lo dispusiera. La idea era que, en una primera etapa que ya se cumplió, regresaran los adolescentes de los bachilleratos técnicos y rurales.

Luego, entre el 6 y 7 de diciembre debían regresar todos los bachilleres y los alumnos de octavo, noveno y décimo de básica. Por último, se pensaba que ya el 17 de enero, todos los estudiantes estarían en las aulas. Sin embargo, la variante ómicron, que todavía no ha sido registrada en Ecuador, ha cambiado los planes que tenía el Ministerio de Educación.

Ahora, el COE estableció que las dos últimas etapas del regreso a las clases presenciales iniciarán el 7 de febrero del 2022 para el régimen Sierra y Amazonía. Para Juan Enrique Quiñónez, representante de UNICEF en Ecuador, es necesario hacer una revisión de posponer la reapertura de las escuelas, principalmente porque los niños que están en situación de vulnerabilidad están más expuestos a trabajo infantil, violencia y explotación.

De acuerdo con una investigación que hizo la UNICEF en Ecuador, que insistió que las escuelas no son un foco de contagio, para el 70 % de los hogares con niños y adolescente que ya volvieron a las aulas ha sido un proceso positivo, y en 9 de cada 10 hogares, los niños mejoraron su estado de ánimo.

Solo en Cuenca, la semana pasada, sin contar con las instituciones particulares, más de 19.000 adolescentes regresaron a las aulas tras cursar sus estudios por más de un año y medio a través de la virtualidad. No obstante, el coordinador de la zona 6 del Ministerio de Educación, Miguel Pesántez, aclaró que ellos, y las instituciones que ya tienen su Plan Institucional de Continuidad Educativa (PICE) continuarán en la presencialidad.

“Ellos van a continuar, pero hay que ir conversando con los directivos porque ya es una decisión interna. Se tiene que definir los horarios de entrada, de recesos, para que no se aglomeren con toda la cantidad de alumnos. Esto es ya una decisión de los directores”, dijo Pesántez.

El funcionario agregó que también hay una responsabilidad de los padres y de los estudiantes, quienes deben cuidarse. “Los adolescentes salen al mall, a los cines, a las fiestas. Y esto es una corresponsabilidad de parte y parte. Nosotros como Educación cuidamos lo que debemos cuidar, pero afuera de los centros educativos ellos son responsables”, añadió.

Para la Coordinación zonal 6 del Ministerio de Educación es necesario que sigan los estudiantes en las instituciones porque se ha visto que se han adaptado y porque se ha notado el interés de regresar a la presencialidad. (I)

Salir de la versión móvil