Lasso: “Las actitudes crueles no nos van a amedrentar”

El presidente de Ecuador, Guillermo Lasso, en Quito. Archivo EFE/ José Jácome
Publicidad

Tras los hechos de violencia que se han suscitado en los últimos días en Ecuador, el Gobierno sostiene que son mecanismos que las bandas delictivas utilizan para «amedrentar». El presidente Guillermo Lasso se pronunció sobre estos hechos y anticipó que esto no los va a amedrentar, ni detener en el combate al narcotráfico y microtráfico.

“Estas actitudes crueles y grotescas, en un día como el Día del Amor y la Amistad, en el que nos levantamos con cuerpos colgados en Durán, es algo terrorífico, que molesta, pero no nos podemos amedrentar, no podemos actuar con temor, tenemos que actuar con entereza”, dijo el presidente.

Según el primer mandatario, las bandas delictivas están trasladando la violencia a las calles porque han perdido el control en las cárceles, en donde la Policía Nacional y las Fuerzas Armadas han logrado contener los amotinamientos.

Sin embargo, Lasso rechazó lo que calificó como un intento de politizar el tema de la inseguridad por parte de la Asamblea Nacional, en donde el bloque de Pachakutik ha anunciado un juicio político en contra de la ministra de Gobierno, Alexandra Vela.

“Esto no es cuestión de que el gobernador no funciona, que la ministra de Gobierno no funciona, vamos a enjuiciarla, por aquí por allá, este es un problema de todos los ecuatorianos, de la sociedad ecuatoriana en su conjunto, incluida la clase política”, dijo Lasso.

publicidad

El presidente insistió que lo que está sucediendo ahora en el país es producto de 15 años en los que un Gobierno tomó la decisión de permitir “la lacra del microtráfico” y en el que otro Régimen actuó “con total indiferencia”.

El narcotráfico incluso está afectando a la imagen del país en el exterior, el primer mandatario afirmó que hay varios países que han reclamado por la gran cantidad de contenedores que arriban a sus territorios con droga desde los puertos ecuatorianos. “Empiezan a mirar Ecuador como una marca sobre la cual hay que tener cuidado”, dijo, por lo que afirmó que el Gobierno está preocupado. (I)