- Publicidad -
Inicio Principal El debate sobre la destitución de Lasso se retomará el martes

El debate sobre la destitución de Lasso se retomará el martes

Luego de las 16:00 de este domingo 26 de junio de 2022 se reinstaló la sesión 782 de la Asamblea Nacional, en la que se debate sobre el pedido de revocatoria de mandato del presidente Guillermo Lasso a través del artículo 130 numeral 2 de la Constitución.

La sesión se desarrolla de forma virtual. Se registraron 137 asambleístas. En esta segunda jornada, los asambleístas continúan exponiendo sus argumentos.

La sesión se extendió hasta las 23:30. El presidente Virgilio Saquicela la suspendió y convocó al pleno para continuar el debate el martes 28 de junio a las 11:00.

Cuando el debate termine, el pleno deberá votar sobre la destitución del presidente en 72 horas.

La primera sesión se instaló proximadamete a las 18:00 del sábado 25.

Saquicela: Existe predisposición al diálogo

El presidente del Legislativo, Virgilio Saquicela, pidió la palabra e informó al pleno que esta tarde se desarrolló una reunión con representantes de la Conaie y el Gobierno. Informó que Leonidas Iza expuso que para dar una respuesta, deben consultar a las bases. Mientras el ministro de Gobierno, Francisco Jiménez, expresó la predisposición al diálogo. «Quedaría la posibilidad del inicio del diálogo», aseguró.

Saquicela aseguró que existe predisposición al diálogo en las partes e insisitó tanto al presidente Lasso como a los dirigentes indígenas «que este es el momento» para iniciar las mesas de diálogo.

La defensa de Lasso

El presidente Lasso fue convocado a esta sesión para que presente su defensa, pero no asistió. En su lugar está presente Fabián Pozo, secretario jurídico de la Presidencia.

El presidente de Ecuador, Guillermo Lasso, tildó este sábado de «absoluta irresponsabilidad» con la ciudadanía la solicitud presentada en la Asamblea Nacional (Parlamento) para su destitución, al considerar que en ella ni se cumplen ni se justifican las causales contempladas en el artículo 130 de la Constitución, invocado por los asambleístas afines al correísmo.

Así lo señaló en un documento leído por el secretario jurídico de la Presidencia, Fabián Pozo.

La Asamblea «tiene la obligación constitucional de probar y justificar que han ocurrido dos condiciones diferentes y simultáneas para proceder con la destitución», dijo al considerar que «ninguna de las dos se cumple ni se ha probado».

«Los solicitantes no han presentado ningún sustento o documento de soporte y, peor aún, una motivación jurídica que fundamente este pedido, y lo han hecho a través de una carta de cinco párrafos», con la que los 47 asambleístas correístas «buscan desestabilizar la democracia», dijo.

Por ello, opinó que la solicitud con la que se le ha notificado «es un acto de absoluta irresponsabilidad con el país ya que ni siquiera cumple con la obligación mínima de informar a la ciudadanía las razones detrás de la activación de un proceso tan importante para la democracia».

Para Lasso, los solicitantes se han limitado a manifestar su disconformidad con los problemas por los que atraviesa el país y han mencionado en su petición «dos vagas y ambiguas razones».

En su escrito, le jefe de Estado comentó que no han presentado ninguna prueba respecto a la grave crisis política y conmoción interna por el supuesto incumplimiento de promesas de campaña y se respaldó en cifras en distintas áreas para demostrar que sí las ha ejecutado.

«En su apuro, los enemigos del Ecuador han confundido las causales y las vías, obviando que el supuesto incumplimiento de promesas de campaña debe tratarse mediante los mecanismos de revocatoria de mandato y no procedimientos de destitución», anotó.

Asimismo, reconoció que el país afronta problemas que deben ser solventados y señaló que «por demasiado tiempo el Estado se ha centrado en el desarrollo urbano» por lo que se comprometió a que su Gobierno sea el «del desarrollo rural».

Indicó que los problemas que afronta el país: la inseguridad, el desempleo, la corrupción, la desigualdad, requieren tiempo así como un trabajo conjunto entre autoridades.

El gobernante opinó que los asambleístas correístas son quienes «buscan fabricar una crisis política por demás inexistente, inventan el caos, ellos buscan pescar en el caos, ellos son el caos».

Comisiones generales

Ante de iniciar con el debate en el pleno, intervienen diferentes personas en comisión general. Amanda Yépez, del colectivo Geografía Critica, aseguró que hay «agresiones graves del Estado» contra los manifestantes registrados el 14 de junio.

Viviana Idrovo, de la Alianza por los Derechos Humanos, informó que “existen 68 incidentes de violación de derechos humanos: 123 detenciones, 166 personas heridas y 5 fallecidas, en el contexto de la represión”.

Joice Soto, socorrista por la paz, hizo un llamado para hacer cumplir los derechos de las personas que están en el paro nacional. Contó que han tenido que atender a niños impactados con perdigones y que ahora requieren atención psicológica.

Se abre el debate

Luego de la comisión general, el pleno abrió el debate. Unos 40 asambleístas se inscribieron para participar. La legisladora proponente, Patricia Núñez, de la bancada de UNES, inició las intervenciones.

Ella planteó que la aplicación del artículo 130, numeral 2 de la Constitución «es una salida democrática y constitucional a la crisis» que vive el país. Su propuesta fue respaldada por asambleístas como Edgar Quezada, de Pachakutik, y Viviana Veloz, de la bancada UNES, que fueron los primeros en intervenir.

Marlon Cadena, jefe de bancada de la Izquierda Democrática, rechazó la violencia y dijo que reconoce la protesta social y rechaza el vandalismo, pero enfatizó que su organización política no apoya la aplicación del artículo 130 de la Constitución y que no tiene compromiso con el Gobierno.

Ana Belén Cordero, del movimiento oficialista CREO, pidió a los asambleístas de la banca UNES que formalicen sus renuncias y llamó a cuidar el procedimiento parlamentario.

Esteban Torres, del Partido Social Cristiano, aseguró que «está en juego la institucionalidad, el orden público y el respeto al derecho de los ecuatorianos a trabajar» y ratificó que su organización política no votará a favor de la aplicación del artículo 130.

El debate se extendió hasta las 02:00. El presidente del Legislativo informó que existen casi 40 solicitudes de palabra y «en consideración de que todos tienen el derecho de expresar sus puntos de vista», suspendió la sesión 782 hasta las 16:00 de este domingo.

Salir de la versión móvil