- Publicidad -
Inicio Mundo Francia registra emisiones de CO2 récord procedentes de incendios forestales

Francia registra emisiones de CO2 récord procedentes de incendios forestales

Golpeada por una de las peores oleadas de fuegos que se recuerdan, Francia ha registrado emisiones de carbono récord procedente de los gases que emiten los incendios forestales, informó este viernes el Servicio de Monitoreo de la Atmósfera de Copérnico (CAMS, en sus siglas en inglés) de la Unión Europea.

Golpeada por una de las peores oleadas de fuegos que se recuerdan, Francia ha registrado emisiones de carbono récord procedente de los gases que emiten los incendios forestales, informó este viernes el Servicio de Monitoreo de la Atmósfera de Copérnico (CAMS, en sus siglas en inglés) de la Unión Europea.

El organismo, que analiza también a través del satélite Copérnico los índices contaminantes de Portugal y de España, constata que los fuegos forestales en Francia han provocado un pico de emisiones desde 2003, cuando se iniciaron las mediciones de este tipo.

Mark Parrington, científico del CAMS, aseveró que las sucesivas oleadas de calor han promovido incendios en el sudoeste de Francia y la península Ibérica y alertó de que estos fuegos «tienen un impacto en la calidad del aire de la zona».

Francia, de hecho, registra este verano unas 50.000 hectáreas consumidas, el triple que la media registrada en la última década.

Estos datos, que corresponden a los meses de junio, julio y lo que llevamos de agosto, se divulgan cuando Francia lucha de nuevo contra varios fuegos, el más importante en el departamento de la Gironda, en el sudoeste de Francia.

Allí han ardido en los últimos días al menos 7.500 hectáreas y han tenido que ser evacuadas 10.000 personas.

Aunque las llamas no han avanzado significativamente en las últimas horas, las autoridades francesas, que cuentan con unos 1.000 efectivos en el terreno, ya han empezado a recibir refuerzos humanos y materiales procedentes de varios países de la UE, entre ellos Rumanía, Polonia Austria y Alemania.

Con dos cada uno, Grecia e Italia han cedido cuatro de sus bombarderos de agua Canadair, que se unirán a la decena de aparatos que ya están lanzando agua en la Gironda.

Además de ese fuego, otro incendio preocupa a las autoridades, en el bosque de la Brocéliande -lugar de peregrinaje para los amantes de la mitología-, en la Bretaña francesa (noroeste), donde ya han resultado arrasadas unas 230 hectáreas.

Para reforzar aún más el combate contra las llamas, el Gobierno francés ha apelado a las empresas públicas y privadas a que otorguen días especiales a los trabajadores que son bomberos voluntarios para que puedan ser más fácilmente movilizados.

Aunque sigue de vacaciones en el fuerte de Bregançon -Costa Azul-, el presidente francés, Emmanuel Macron, continúa pendiente de la situación y saludó en un mensaje en las redes la llegada de bomberos de la Polinesia francesa, situada en las Antípodas, para luchar contra los fuegos en la Gironda. EFE

Salir de la versión móvil