El film brasileño «Regra 34» gana gran premio de Festival de Cine de Locarno

Festival Artistico Director Giona A. Nazzaro. Film brazileño "Regra 34". EFE
Publicidad

Ginebra, 13 ago (EFE).- El film brasileño «Regra 34», de la cineasta Julia Murat, fue consagrado hoy con el mejor del Festival de Cine de Locarno, en Suiza, y cerrará hoy dos semanas de proyecciones en este evento que ha celebrado su 75º aniversario como una de las referencias entre los festivales europeos.

Murat recibió el Pardo de Oro, como se denomina a la mayor distinción en el Festival de Locano, que en esta edición ha presentado 226 películas y realizado 471 proyecciones, a través de las cuales ha intentado ofrecer una selección del pasado y su visión del futuro del cine, según sus organizadores.

«Se trata de un Pardo de Oro importante para una cinematografía como la de Brasil, que ha definido momentos claves de la historia del cine mundial, un cine que está en primera línea de la defensa de la idea de un mundo más inclusivo y libre», señaló el director artístico del festival, Giona Nazzaro.

Según el jurado, Regra 34 (Regla 34) es «una obra audaciosa y política destinada a dejar una marca. El cuerpo se convierte en objeto político».

Por otra parte, la película de la costarricense Valentina Maurel, «Tengo Sueños Eléctricos», fue triplemente premiada por su puesta en escena, y por las mejores interpretaciones femenina – reconocimiento que recayó en Daniela Marín Navarro- y masculina, por el trabajo de Reinaldo Amien Gutierrez.

publicidad

En la categoría «Pardos del Mañana», Wara, de Cuba, ganó el premio al mejor cortometraje internacional, que se otorga en colaboración con la radio-televisión pública suiza.

En esta edición se presentó una retrospectiva consagrada a Douglas Sirk, y se premió por su carrera al director franco-griego Costa-Gavras, así como a talentos considerados prometedores en el área de la animación poética, proyectos multidisciplinarios y nuevos medios.

El Festival de Locarno tiene como su mayor particularidad la de realizarse al aire libre, en la plaza principal de la ciudad. EFE