- Publicidad -
Inicio Actualidad Sucesos Supuestos compradores eran ladrones y robaron camioneta

Supuestos compradores eran ladrones y robaron camioneta

Ciudadano que ofertó su vehículo por redes sociales fue contactado por delincuentes.

Delincuentes secuestraron a ciudadano tras el robo de camioneta y lo abandonaron en la vía a la parroquia Jadán.

Cuenca.- Una organizada agrupación delictiva robó una camioneta que estaba en venta y que fue anunciada por el propietario con el uso de redes sociales. El delito sucedió el último lunes. El vehículo sustraído es una camioneta Chevrolet Dmax, de placa GSK-7372.

El afectado fue contactado por los falsos compradores, quienes lo citaron hacia el sector de la ciudadela Kennedy para supuestamente revisar el vehículo donde un mecánico y proceder a la compra, porque decían estar “muy interesados”.

El propietario acudió al lugar y en el sitio se encontró con un joven, quien refirió que el interesado en comprar el automotor es otro familiar y que debían avanzar a otra dirección para recogerlo. Así, a poca distancia, abordaron el vehículo otro hombre y una mujer, quienes con el uso de un cuchillo sometieron al dueño de la camioneta, lo maniataron y taparon los ojos.

La víctima fue secuestrada y llevada en su propio vehículo por varios minutos hasta que lo abandonaron en la vía a la parroquia Jadán, que pertenece al cantón Gualaceo.

El perjudicado poco después logró pedir ayuda a personas que pasaban por el lugar y dio aviso a la Policía Nacional. El caso se mantiene en proceso de investigación; la camioneta es buscada.

No es la primera vez que es perpetrada esta modalidad de robo en Cuenca. Hay ocasiones en las que los delincuentes luego del robo del vehículo se contactan con la víctima con el objetivo de proceder a extorsionar, solicitando cierta cantidad de dinero para devolver el automotor.

La modalidad de robo por parte de delincuentes que se hacen pasar como compradores no es nueva. Por ejemplo, hace tres meses, una agrupación delictiva robó mercadería valorada en 10.000 dólares y secuestró a los comerciantes para exigir depósitos de dinero en cuentas bancarias. Para el delito, los delincuentes se contactaron con una de las víctimas por redes sociales.

Esa ocasión, personas dedicadas a la venta de línea blanca desde el cantón Paute se dirigieron a Cuenca, con el propósito de entregar mercadería que supuestamente fue solicitada por un comprador. Las víctimas llegaron en un camión y una camioneta hasta el sector de Monay, donde fueron interceptadas por la banda delictiva. Los asaltantes se apoderaron de los vehículos con la mercadería, además secuestraron a los comerciantes para la extorsión. Debido a las amenazas de los delincuentes, las víctimas realizaron un depósito en una cuenta bancaria. -(I)

Salir de la versión móvil