Federación Deportiva del Azuay confirma que «hay errores constructivos» en la pista atlética Jefferson Pérez

Publicidad

La pista Jefferson Pérez demorará unos meses más para lucir un nuevo rostro. Edwin Loyola, presidente de la Federación Deportiva del Azuay (FDA), ofreció que al menos el anillo atlético estaría listo para el ocho de junio, sin embargo, ante el riesgo de no tener la certificación de la World Athletics (WA) el ente federativo emprenderá un nuevo proyecto integral sin fecha aún de ejecución peor de vencimiento.

El proyecto no contempla rehacer la obra civil, en la que el Ministerio del Deporte (MD) invirtió alrededor de 128.000 dólares, sino “corregir las fallas y los errores que hay en el proceso constructivo de la primera etapa que está hecha”. Aunque el asfalto de carretera no era el apropiado para la pista, el administrador de la FDA, Justiniano Romero, dice que el problema más grave son los desniveles, de allí la acumulación de agua cuando llueve.

“Lo primero que debemos hacer es una auditoría técnica orientada a determinar con exactitud cuales son los desniveles en cada uno de los tramos. Con eso se puede calcular la cantidad de material que necesitamos para que todo quede a un solo nivel”. Está previsto hacer un levantamiento planimétrico y altimétrico que tomará alrededor de dos semanas.

La corrección conlleva la extensión del asfaltado para completar los ocho carriles reglamentarios. Luego intervendrán la cancha de césped natural para nivelarla al anillo atlético. Antes elevarán el bordillo para que esté a la misma altura del material sintético. Romero no encuentra otra salida.

“Retirar todo el material, sacar todo el asfalto, eso ya es un problema bien grave porque se invirtieron recursos públicos y puede caer hasta en una figura de malversación de recursos o peculado… Uno no puede arriesgarse a hacer algo que nos vaya ocasionar, personalmente a mí, problemas a futuro con la Contraloría”.

publicidad
La gráfica evidencia la altura de la capa asfáltica que fue colocada sobre la base de la anterior.

Con los resultados de la auditoría técnica, la FDA buscará que el MD califique el proyecto para que las personas naturales o jurídicas que quieran aportar económicamente se beneficien del incentivo tributario. Con este sistema aspira recaudar los 752.000 dólares presupuestados para que la pista quede concluida y homologada. 

El nuevo proyecto se armó considerando las observaciones y recomendaciones de Iván Agama, consultor de infraestructura deportiva, para “no cometer nuevamente un error, de preparar un proyecto con profesionales que no tienen la suficiente experticia en este tipo de obras”.

En su informe, Agama concluye que en la actualidad no hay las condiciones para la instalación del sintético y su posterior certificación. Coincide con el estudio que presentó hace un año (13 de mayo de 2021) Santiago Sánchez, representante en Latinoamérica de Mondo, empresa italiana dedicada a la venta e instalación del material sintético.

Sánchez dice entre otras cosas que “el nuevo asfalto ha sido realizado sobre la pista existente copiando y empeorando la inclinación transversal del anillo de la pista”. Que “la pista evidencia ondulaciones sea en la dirección del recorrido, sea en el sentido transversal”.

Que “el asfalto no alcanza el ancho suficiente para realizar correctamente los 8 carriles”. Como solución indica que se debería “cortar el asfalto al filo del borde existente (vieja pista) y realizar un borde en hormigón de 15 cm de ancho por 10 cm de profundidad”.

Romero asumió el cargo de administrador de la FDA, la primera semana de abril. Sostiene que el jefe de infraestructura recién le hizo llegar dicho informe el sábado 23 de abril. Más interiorizado de la realidad, pide disculpas y anticipa que no dará fechas de cuándo estará lista la pista mientras no estén definidos totalmente los inversionistas que van a aportar en el nuevo proyecto.

“Inclusive estamos viendo la figura jurídica de manejar un fideicomiso con un fideicomisario que se encargue de manejar todos esos recursos económicos y que permitan garantizar en el menor tiempo posible la ejecución de ese proyecto”.

¿Obra inconclusa?

Romero solicitó a la Contraloría General del Estado una auditoría técnica a los trabajos que se han ejecutado. Quiere tener un respaldo adicional para cuando resuelvan recibir o no la obra civil y encaminar el nuevo proyecto.

El cuatro de agosto de 2021, la FDA informó que “se hizo la entrega formal de la obra civil de la colocación de la capa asfáltica sobre la pista de atletismo”. Romero asegura que la información está errada.

“No puedo este rato liquidar al contratista, ni recibir ni ordenar pago de planillas. Lo voy a hacer cuando esté totalmente seguro que todo se ha cumplido de acuerdo a lo contratado…”. Añade que se tomará todo el tiempo necesario y que no se dejará llevar por presiones, antes estaría dispuesto a renunciar al cargo. “No voy hacer algo que mi consciencia y mi ética no me permiten”.

Romero apunta que revisará con detenimiento los informes: de la fiscalizadora (Martha Loja), que en primera instancia no advierte problemas para que la FDA reciba la obra; del administrador del contrato de la obra civil (Edgar Ortega); del administrador del contrato de la fiscalización (Leodán Cumbicus) y del área jurídica que aún no le entregan.

“Tenemos que revisar más a detalle el informe de la fiscalizadora, que coincida con todos los respaldos del libro de obra. En el libro de obra se va a determinar qué pasó con el octavo carril, incumplió o no el contratista, se sujetó a los TDRs (términos de referencia) que se establecieron en el llamamiento del concurso”.

El proceso demandará tiempo. Romero pide paciencia, recalca que sustentará con documentación por qué se recibe o no la obra y asegura que en adelante se rodeará de especialistas en construcción de infraestructura deportiva.

El 4 de agosto de 2021 el contratista Hernán Ordóñez (D) junto con Francisco Sánchez (I), coordinador zonal del Ministerio del Deporte; Edgar Ortega, administrador del contrato de la obra civil; Martha Loja, fiscalizadora; Gustavo Enderica, administrador de la FDA; Edwin Loyola, presidente de la FDA.

El 15 de octubre de 2020, el contratista Hernán Ordóñez dijo a Diario El Mercurio que la obra está lista para ser cubierta con el sintético. “El asfalto cumple con las pendientes establecidas por las normativas”. La fiscalizadora Martha Loja destacó la calidad de la obra y aseguró que proyecta una vida útil de 20 años.

LA FRASES

“No podemos tapar el sol con un dedo. Hay errores constructivos. Para seguir avanzando necesitamos los insumos (informes) correspondientes que nos permitan detectar en forma cierta y efectiva los errores que se han presentado, sean constructivos, de diseño o de formulación de los TDRs”.

Justiniano Romero

“No busquemos culpables, busquemos soluciones. Qué sacamos buscando culpables, seguimos perdiendo tiempo en enfrentamientos, en dimes y diretes que no llevan a nada. Si nos unimos y buscamos soluciones esto va a caminar más rápido”.

Justiniano Romero

¿Peligra la donación?

El Comité Olímpico Ecuatoriano (COE) y la Federación Ecuatoriana de Atletismo (FEA) gestionaron ante PanamSports la donación del sintético para el anillo (4.473m2) en 2019. La donación estaba valorada en 300.000 dólares.

El 13 de abril de 2022, el COE informó que PanamSports declinaría la donación si el sintético no está instalado hasta el cuatro de junio de 2022. Manuel Bravo, presidente de la FEA y vicepresidente del COE, espera que la FDA remita el informe del estado actual de la pista y de ser el caso, de la posible readecuación.

Observaciones del consultor para la cancha

Unos cuantos volquetes de tierra serán necesarios para que la cancha esté a nivel del anillo atlético. Cuando empiece ese trabajo, Romero señala que tomarán en cuenta las observaciones hechas por Agama:

– Las carrileras de salto largo y salto triple deben independizarse y ubicarse frente a la tribuna techada. Donde está ahora debería adecuarse la carrilera de salto con garrocha.

– Tener dos carrileras para el lanzamiento de jabalina, una al norte y otra al sur.

– Mover el área de lanzamiento de disco y martillo en la semiluna norte para que tenga mayor uso debido a que la mayoría de los deportistas son derechos.

– Revisar el funcionamiento de la canaleta externa y de los drenes de la cancha a fin de no colapsar la pista con humedad subterránea.

– Instalar un sistema de riego para el tiempo de verano o dejar tuberías pasadas por debajo de la pista.

– Considerar paso de tuberías para marcadores electrónicos, sonido, iluminación y foto finish.

Intervención a la pista del Estadio ASA

En busca de una solución transitoria, pero inmediata, Loyola junto con el cuerpo técnico de atletismo ven necesario intervenir la pista del estadio Alejandro Serrano Aguilar. Romero afirma que será del mismo material (tierra) porque en la parte económica están en “terapia intensiva”.

La renuncia de la persona encargada de compras públicas, el viernes 13 de mayo, trastocó el cronograma, no obstante, prevén arrancar con los trabajos los primeros días de junio.

Panorámicas del Estadio Alejandro Serrano Aguilar. Foto Efrén Monge.

Por sugerencia de Richard Boroto y de otros profesionales como Julio Chuqui, la tierra de la pista pasará por un proceso de limpieza antes de colocarla nuevamente de forma mucho más técnica. Primero levantarán un estudio para determinar la ubicación de tuberías que no sea afectadas con el ingreso de maquinaria pesada.

Hay la posibilidad que se cierre el escenario deportivo hasta que termine la obra. Las autoridades de la FDA dialogarán con representantes del Deportivo Cuenca para encontrar una solución en caso que no se pueda utilizar para el fútbol profesional.

Detalles

La pista Jefferson Pérez fue construida para los VI Juegos Sudamericanos Cuenca 1998. El material sintético, para dar inicio a la obra civil, fue levantado en mayo de 2020.

El 19 de enero de 2022 llegó el nuevo sintético al Complejo Bolivariano. Para ello, la FDA con apoyo de la Corporación Municipal tuvo que desembolsar 62.000 dólares a Mondo.

“Económicamente estamos en quiebra”

El déficit de la FDA es de 2’000.000 de dólares. “Hay meses que no tenemos para pagar la luz ni el agua”. Hace 15 días estaban en riesgo que les corten los servicios básicos en el Complejo Bolivariano y en el Complejo de Totoracocha.

El presupuesto global de la FDA, que asigna el Gobierno a través del Ministerio del Deporte, es de 1’597.187 dólares, de los cuales un poco más del 98 % se va en gasto de personal.

“Dentro del POA tenemos solo 30.000 para fomento deportivo… Solo en la salida que han tenido las diferencias delegaciones en las seis semanas que estoy al frente nos hemos consumido todo”, indica Romero.

En la búsqueda de recursos “vamos a manejar un área que se llama Formulación y Gestión de Proyectos Deportivos”. Cada disciplina se encargará de armar eventos, cuyos fondos se reinvertirán en los mismos deportistas y escenarios. Romero reconoce que toda la infraestructura “está destruida” y que la implementación deportiva está “en pésimo estado”.